Estrategia electoral: En siete semanas el Gobierno busca volcar $160.000 millones en los bolsillos de los votantes

De acá a fin de año, la ampliación del gasto llega a $ 550.000 millones, incluyendo la obra pública.

DANIEL SALMORAL.- El Gobierno prepara la billetera -y la maquinita del Banco Central– para volcar al mercado cerca de $ 160.000 millones en las próximas siete semanas para intentar revertir el resultado electoral de las PASO.

Tras los cambios de gabinete, y pese a que se impuso la visión de la vicepresidente Cristina Kirchner de acelerar el gasto público, los anuncios de las nuevas medidas vienen llegando a cuentagotas.

¿Cuánto volcará el Gobierno a través de estas medidas? Las estimaciones del mercado apuntan que en pesos “crocantes” podría llegar a $ 160.000 millones en los próximos dos meses. A esto hay que sumar lo que se destine a obras públicas y otro programas para llegar a $ 550.000 millones hacia fin de año.

Entre las medidas ya vigente, está la suba del salario mínimo a $ 32.000, una mejora que también llega a los beneficiarios de ciertos planes sociales. El más importante es Potenciar Trabajo, donde 1 millón de personas pasarán de cobrar $14.500 este mes a percibir $ 16.000 con el sueldo de octubre. De acá a las elecciones el Gobierno destinará $ 2.000 millones solo a este punto.

Además esto gatilla una suba en las jubilaciones de 1 millón de personas, que percibirán en los próximos meses un “extra” de $ 318 al mes, un cambio que deriva en una partida de $ 640 millones adicionales en los próximos dos meses.

En el caso de Ganancias se elevó el piso del salario bruto para pagar el impuesto de $ 150.000 a $ 175.000. Este beneficio implica un “costo extra” de $ 8.000 millones, que se suma a los $ 55.000 millones que resignó el fisco de recaudación con la actualización aprobada en marzo.

También se extendió la vigencia del REPRO II, el programa a través del cual el gobierno asiste a las empresas afectadas por las restricciones que impone la pandemia, y que demanda unos $ 9.000 millones al mes.

Además, el ministerio de Desarrollo Productivo anunció que destinará $ 3.000 millones a financiar a micro y pequeñas empresas con proyectos estratégicos que mejoren su productividad.

Un bono para jubilados es una de las medidas que planea el Gobierno. Foto: Orlando Pelichotti / Los Andes

Un bono para jubilados es una de las medidas que planea el Gobierno

La lista de las medidas que piden pista la encabeza el proyecto de amnistía fiscal de Sergio Massa para asociaciones sin fines de lucro y pymes con deudas menores a los $100.000. Además, extiende la moratoria que ya estaba vigente. Se estima que el costo fiscal de este proyecto ronda los $ 29.000 millones.

Además, el ANSES confirmó que se está trabajando en un decreto para activar la jubilación anticipada para las personas que tienen 30 años de aportes pero no alcanzan aún la edad establecida por la ley. Aunque no hay estimaciones oficiales, especialistas calculan que podría abarcar entre 30.000 argentinos. Aún no hay datos del costo fiscal de esta medida.

Entre las iniciativas que están en gateras, la mayor expectativa se genera en torno a la nueva versión del Ingreso Familiar de Emergencia (IFE). Aún sin pronunciamiento oficial, las versiones indican que alcanzaría a tres millones de personas por un monto de $ 15.000.

Por las siete semanas que restan antes de las elecciones, ya prácticamente no hay margen para que se hagan dos pagos de este bono. Si es por única vez le demandaría al fisco $ 45.000 millones, y se convertiría en una de las mayores erogaciones preelectorales.

Aunque todavía no hubo anuncios, otra de las medidas que se da por hechas es un bono para jubilados y otro para titulares de la AUH. Se estima que el bono rondaría los $ 6.000 y podría llegar a 5 millones de jubilados que cobran como tope el equivalente a dos jubilaciones mínimas, lo que demandaría $ 30.000 millones al Estado.

En el caso de AUH los beneficiarios son 4,3 millones, por lo que el gasto saltaría a $ 24.000 millones.

Además, se evalúa ampliar el programa Ahora 12 a las tarjetas no bancarias y otorgar créditos a tasa cero para más de 1 millón asalariados registrados.

Costo fiscal

Para la consultora Invecq, el Gobierno aplicará de acá a fin de año una inyección extra de fondos por $ 550.000 millones, equivalente a 1,3% del PBI, en donde están incluidas estos programas que apuntan directo a los bolsillos.

Para Nery Persichini, de GMA Consultora, la saga de los próximos 50 días podría llamarse “El Gobierno y los cazadores del voto perdido”, parafraseando el título de la película de Steven Spielberg. Pero advierte que “el guión aburre por ser harto conocido: estimulación artificial de la demanda agregada vía una política fiscal expansiva financiada con emisión monetaria”.

“Solo el tiempo dirá si la batería de medidas alcanza o no para revertir la historia. Lo cierto es que el panorama es muy complejo para el oficialismo. Los indicadores de opinión pública apuntan en el mismo sentido: la imagen negativa de esta gestión no encuentra techo”, marca GMA.

En esa línea, en septiembre la medición del Índice de Confianza de Gobierno (UTDT) se hundió 15% mensual y 30% interanual. El nivel actual es el más bajo desde abril de 2019, y es 20% inferior al del fin de mandato de la gestión anterior.

Según la estimación de la consultora Anker aún quedan $ 290.000 millones previstos en el presupuesto para ejecutar en obras públicas. “Con la derrota electoral, no hay dudas de que la decisión política será poner toda la carne al asador en materia de gasto, emisión monetaria y asistencia social en estos meses”, dijo Federico Furiase, director de Anker.

Fuente: Clarín

Coming Soon
¿Cómo considera que será su vida después de las elecciones provinciales y nacionales de este año 2021?
¿Cómo considera que será su vida después de las elecciones provinciales y nacionales de este año 2021?
¿Cómo considera que será su vida después de las elecciones provinciales y nacionales de este año 2021?

A %d blogueros les gusta esto: